Agentes evitaron que un taxista sea obligado a transportar a tres personas hasta Oberá

Patrullas cerraron el paso de un taxi cuyo conductor estaba siendo amenazado y obligado por tres personas a llevarlos hasta la ciudad de Oberá, quienes al momento de ser detenidos, llevaban consigo una bolsa con cocaína. La rápida intervención se concretó mediante un alerta a la Policía que envío el trabajador de una empresa de servicios de transporte.

El hecho ocurrió a las 22 horas de ayer, cuando una mujer y dos hombres solicitaron un taxi sobre la avenida Cabred, y al subir al vehículo, los presuntos pasajeros le solicitaron al chófer que aguarde porque iba a llegar una persona que les traería “algo”.

Según relató el conductor del automóvil, después de varias horas de espera, se acercó un hombre quien le llevó una bolsa de naylon oscura a uno de los pasajeros y se retiró. Seguidamente los acompañantes le pidieron al chófer que comience el viaje con destino a la localidad de Oberá y este al negarse a realizar el viaje, porque le resultaba extraño, los presuntos pasajeros le amenazaron y le obligaron a conducir.

Por ello, el chófer dio una alerta a través del botón de pánico de la línea de taxi, donde rápidamente los efectivos fueron advertidos por el personal de la empresa, y comenzaron a realizar un seguimiento del automóvil, el cual fue interceptado sobre la avenida Costanera y calle Marconi, donde uno de los ocupantes al notar la presencia policial abandonó el rodado y huyó a pie, siendo detenido a los pocos metros del lugar.

Es así que, los uniformados detuvieron a Micaela Z de 27, Juan S. de 47 y Roberto D. De 35 años, quienes tenían en su poder una bolsa negra con presumiblemente estupefacientes. Que tras realizarse el narco test se corroboró que se trataba de cloridrato de cocaína, con un pesaje de 96 gramos y un aforo de 854 mil pesos.

Finalmente, los detenidos fueron trasladados hasta la dependencia policial y puestos a disposición de la Justicia Federal. En cuanto a lo incautado, fue depositado en la dependencia, como prueba fehaciente del delito.