Image default

Boom Boom Kid en Posadas: Carlitos siempre vuelve

Ícono de la autogestión y columna vertebral del “hardcore feliz”, el ex Fun People regresa a Posadas este 4 de diciembre con un show vespertino en La Bionda junto a Los Rotten y Ninguno.

Nekro, Carlo, BB Kid o simplemente Carlitos Rodríguez, vuelve a Posadas en un show siestero en el que rendirá homenaje a las dos décadas de Okey Dokey, el disco iniciático de Boom Boom Kid, la banda que lo mantuvo feliz cuando decidió el final de Fun People.

Así, BB Kid regresa a Posadas en medio de su siempre agitado y ecléctico calendario. El sábado anterior estará bebiendo vino en Mendoza para, luego del show en La Bionda, ir por unos mezcales en suelo mexicano y participar de la despedida del Multiforo Alicia (una especie de La Bionda mexicana que cierra luego de 30 años de aguante al rock alt roll). Pero Carlitos no estará solo, esa tarde en el reducto under de Mitre casi Corrientes, a partir de las 15 hs. lo acompañarán los siempre grunge y animalistas de Ninguno, y los cada vez más internacionales Los Rotten, paladines del Punk HC, que también estarán armando sus maletas para emprender una nueva gira (… y van…) por el sur brasileño.

Las entradas anticipadas se consiguen en That Metal Shop (Jujuy y Sgo. del Estero) o a través de www.passline.com

20 años no son nada… salvo que tengas esas 22 canciones

Siempre a contracorriente, hace poco más de un año y cuando esa maldita pandemia comenzaba por fin a aflojar y los shows en vivo resucitaron, BB Kid inició el raid de presentaciones con motivo de las dos décadas de Okey Dokey -el disco fundacional de su nueva formación- … con un streaming.

Tamaña rebeldía tuvo una razón, y muy coherente. “Si bien no somos una banda masiva, tenemos una convocatoria para la que los lugares todavía no están habilitados. Hicimos tres shows cuando se abrió esa posibilidad y las entradas se agotaron en menos de una hora y quedó mucha gente afuera”, declaró el siempre empático Carlos Rodríguez. A partir de allí se vino una maroma de shows y viajes que lo tuvieron viajando de Londres a Lomas de Zamora, pasando por París, República Checa, São Paulo -Brasil- y muchas plazas más.

Entonces… ¿qué puede esperar el público posadeño? Lógicamente, lo de siempre, y eso es mucho. Las 22 canciones de Okey Dokey en media hora, para luego desatar el wateke con himnos de todas las épocas, surfeadas sobre las cabezas, latigazos de dreadlocks y mucha adrenalina, ¿qué otra cosa sino?