Image default

Gerardo Morales y Facundo Manes se mostraron juntos después de las críticas a Mauricio Macri

El gobernador de Jujuy y el neurólogo estuvieron en el lanzamiento del candidato de la UCR a gobernador de Formosa. Estaban distanciados desde que el impulsor de la campaña Empatía acusó al ex presidente de haber instalado el “populismo institucional” y relacionarlo con prácticas de espionaje

Gerardo Morales y Facundo Manes, los dos presidenciables de la UCR, se mostraron juntos por primera vez luego del tenso cruce que protagonizaron por las críticas del neurólogo a Mauricio Macri. Ambos compartieron este viernes un acto en Formosa, donde se formalizó la candidatura de Fernando Carbajal para suceder a Gildo Insfrán. La foto de los correligionarios representa un primer acercamiento para cerrar la interna que ambos encabezan en el partido centenario respecto a la estrategia sobre cómo enfrentar al PRO dentro de Juntos por el Cambio en las próximas elecciones del 2023.

Durante su discurso en Formosa, el presidente del Comité Nacional ponderó su gestión en su provincia y alertó que “el modelo de los planes no va más. Hay que poner todos esos recursos en activar la economía para que los que hoy son beneficiarios de planes sociales tengan trabajo digno”. “Ese es el desafío central que tenemos. Hay que generar una nueva matriz de producción en la República Argentina que vaya acompañada de un cambio en el modelo educativo. Yo en Jujuy lo hice, tuve que resolver 32 años de déficit fiscal, una provincia caótica que se decía inviable. Nosotros no vamos a permitir que se diga que la República Argentina es inviable, nuestro país no es inviable”, agregó.

Además del lanzamiento de Carbajal como candidato a gobernador de Formosa, el acto tomó relevancia por la foto que lograron Manes y Morales luego del cruce de comunicados. El neurólogo había denunciado a Macri de haber impuesto el “populismo institucional” y espionaje ilegal en su gestión en una entrevista televisiva, lo que provocó la respuesta del jujeño. “El Comité Nacional de la Unión Cívica Radical trabaja cotidianamente para fortalecer Juntos por el Cambio. Cualquier manifestación que se aparte de ese rumbo, no importa de donde provenga, lesiona la esperanza que venimos construyendo desde JxC”, expresó en ese entonces.

El respaldo a Manes llegó de la mano de Maximiliano Abad, presidente del Comité provincia, quien publicó un comunicado en el que pidió “respetar la pluralidad” y agregó: “El valor estratégico de la unidad no significa uniformidad, complacencia ni silencio”. Luego de ese cruce, el neurólogo bajó la intensidad de sus apariciones públicas mientras Morales comenzó a dar señales de unidad con Martín Lousteau y gestos de acercamiento a Horacio Rodríguez Larreta con un multitudinario acto en Costa Salguero.

Entre risas, Martín Lousteau, Gerardo Morales y Horacio Rodríguez Larreta se mostraron juntos en el acto de la UCR en Costa Salguero
(Foto: Maximiliano Luna)Entre risas, Martín Lousteau, Gerardo Morales y Horacio Rodríguez Larreta se mostraron juntos en el acto de la UCR en Costa Salguero (Foto: Maximiliano Luna)

Pese a que Manes se ausentó al acto en Costa Salguero y no había vuelvo a hablar personalmente con Morales luego del cruce de comunicados, sus equipos estratégicos habían adelantado a este medio que mantienen conversaciones privadas y aseguraban que era “inminente” un encuentro para terminar de dar por superado el conflicto.

Como reconstruyó Infobae, Manes comenzó a reorganizar su equipo estratégico para relanzar su campaña. Según explicaron a este medio desde su entorno, retomará las recorridas por el interior del país – su aparición en Formosa es un ejemplo- y el contacto con los medios de comunicación con un nuevo objetivo: mostrar sus propuestas de país y ratificar su pertenencia a Juntos por el Cambio.

Por estos días, el neurólogo volvió a tener encuentros privados con referentes del interior. En la última sesión en la Cámara de Diputados, donde el oficialismo y la oposición protagonizaron un tenso cruce entre gritos e insultos, Manes se mostró “más participativo” en los debates y decisiones del bloque, según describieron fuentes radicales.

Algunos referentes de la UCR observan un cambio en desde su regreso de España. En concreto, aseguran que en sus últimas intervenciones privadas y públicas -como en redes sociales- comenzó a dar señales más antikirchneristas. “Entendió que no hay avenida del medio”, señalan.