Image default

Mató a un amigo, se fugo por dos años y cayó cuando buscaban a otra persona

Omar González fue detenido en la localidad bonaerense de San Fernando, tras un operativo que llevaba a cabo la Policía por otra causa.

Omar González, un hombre que está acusado de asesinar a un amigo tras perder una partida de cartas en el barrio porteño de Barracas y estaba prófugo de la Justicia desde hacía dos años, fue detenido de manera fortuita en la localidad bonaerense de San Fernando por la Policía de la Ciudad, mientras buscaban a una mujer por otra causa.

González, de 44 años, se escondía en una casa ubicada en la calle Santa Rosa al 2200 en esta localidad de la zona norte del Gran Buenos Aires.

El hombre conocido con el apodo de “Lolo” y de nacionalidad paraguaya estaba prófugo desde el 30 de agosto del 2020. Fue acusado de matar de tres disparos a Marcos Antonio Moreira en una vivienda de la Manzana 19 del barrio Zabaleta de Barracas tras perder un juego de cartas.

El hombre, que había asistido a la partida con su hermano, primero agredió a alguno de los asistentes y se fue. Horas después regresó, se encontró con Moreira solo en el lugar y le disparó tres tiros fatales.

En el marco de un allanamiento por otra causa en el barrio Zavaleta, los investigadores de la Policía de la Ciudad descubrieron que González estaba escondido en San Fernando.

El Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional 44, a cargo de Marcos Andrés Fernández, solicitó al Juzgado de Garantías 3 de San Isidro, con jurisdicción en esa zona, que se le permita a la Brigada de Investigaciones Comunales 4 realizar tareas de campo para dar con el sospechoso.

Los agentes de la Policía de la Ciudad instalaron cámaras de seguridad para observar los movimientos de González y asegurarse de que fuera él. Entre otras pruebas, los efectivos constataron que el sospechoso utilizaba una campera de la Selección de Brasil y un reloj dorado, ropa que según testigos tenía puesto el día del crimen.

Finalmente, agentes de la Policía de la Ciudad detuvieron a González con la colaboración de colegas de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) de San Fernando. El hombre estaba en una habitación del primer piso de una casa, ubicada sobre la calle Santa Rosa al 2200.

Además, la Policía incautó un recibo de sueldo a nombre del hermano del imputado, que los investigadores presumen que habría sido utilizado para esconder su identidad y evadir a la justicia.

El delincuente fue detenido inmediatamente y trasladado hasta la alcaidía de la Policía de la Ciudad, donde espera las disposiciones judiciales.

Fuente: TN