Image default

Tecnología en envases a favor de la conveniencia y la sustentabilidad

Los nuevos envases disminuyen las pérdidas por fallas en hasta un 24% y pueden extender la vida útil del producto en un 44%.

Las nuevas tendencias impactan de lleno en la industria de la alimentación y nos encontramos con consumidores más exigentes, más conscientes de sus elecciones y que siguen de cerca el comportamiento de las empresas y sus  propuestas. En este contexto, los envases con los que los alimentos se presentan en el canal minorista y su tecnología expresan parte de las estrategias de las empresas elaboradoras de alimentos y se convierten en recursos para satisfacer las expectativas de sus clientes finales.

Los cambios en los hábitos de los consumidores actuales influyen en la forma en que los productos se presentan al mercado e impulsan nuevas soluciones de envasado que responden a demandas de conveniencia y de sustentabilidad. Por ejemplo, años atrás los consumidores compraban porciones familiares de entre tres a cuatro kilos de carne porque se elaboraban muchas más comidas en los hogares. Hoy, las tendencias muestran hogares con menos miembros, con consumidores que también cambiaron sus preferencias nutricionales y de preparación de los alimentos y el resultado son presentaciones de producto con menor cantidad, buscando más practicidad y menor desperdicio.

Cuando hablamos de sustentabilidad para la industria de alimentos es clave el concepto de reducir la pérdida de alimentos. Las causas de las pérdidas en el canal comercial están mayormente relacionadas con la caducidad del producto y la rotura de los envases. La tecnología aplicada a las soluciones de envasado permite reducir las pérdidas por fallas o roturas en hasta un 24% y de extender la duración del producto en un 44%. 

Los productos alimenticios frescos como la carne sin envasar pierden peso y humedad, su vida útil se acorta y presentan riesgos en términos de inocuidad del producto. Esto no es conveniente ni sustentable para los consumidores ni para los comercializadores de alimentos.

La innovación permite resolver estos desafíos de la industria y promover los cambios necesarios respondiendo a las tendencias actuales y respetando la sustentabilidad. Los envases pueden aportar practicidad y funcionalidad al consumidor final, ofrecer presentaciones en porciones ajustadas a la demanda y asegurar la durabilidad de la calidad  de los alimentos.

Un ejemplo de esto son los sistemas de envasado al vacío, su tecnología permite conservar por más tiempo las propiedades y calidad del producto. Cryovac Food Packaging, marca de Sealed Air, fue pionera en la utilización de bolsas para envasado al vacío en la industria cárnica permitiendo extender la vida útil de los cortes frescos de carne para abastecer los mercados de exportación. Dentro de la tecnología de vacío, hay innovadores sistemas para porciones como el envasado skin o segunda piel que aumentan la vida útil de la carne vacuna e incluso posibilitan su maduración, haciéndola más tierna y jugosa. 

El compromiso que la empresa tiene con la sustentabilidad se ve reflejado en la investigación y desarrollo de materiales de envasado más delgados, el asesoramiento a la industria para lograr operaciones más eficientes y con menor impacto ambiental.

“La venta minorista de alimentos está en constante evolución. Sabemos que los perfiles de los consumidores cambian y los canales de comercialización se transforman de la mano del crecimiento del e-commerce, con todo esto en mente aplicamos tecnología para que nuestras soluciones de envasado presenten beneficios medibles.

Los envases son grandes aliados a la hora de potenciar las ventas, tienen capacidad de comunicar y gracias a la tecnología digital hoy permiten interactuar con el consumidor. La tecnología digital aplicada a nuestros envases contribuye a crear una nueva experiencia de consumo.

Como especialistas en packaging trabajamos para resolver los desafíos de hoy y de los que presentará el futuro, con el objetivo de a través de nuestras soluciones de automatización y digitalización dejar el mundo mejor de lo que lo encontramos,” sostuvo Marcela Veroqui, líder de Marketing Atlántico de Sealed Air.

Acerca de Sealed Air

Sealed Air se dedica a proteger, a resolver desafíos críticos de empaque y a mejorar nuestro mundo. Nuestros sistemas de soluciones de empaque automatizados crean una cadena de suministro de alimentos global más segura, más resiliente y que genera menos desperdicios, posibilitan el e-commerce y protegen los bienes transportados a través del mundo. Sus marcas reconocidas globalmente incluyen CRYOVAC® (empaques para alimentos), SEALED AIR® (empaques protectores), AUTOBAG® (sistemas de automatización), BUBBLE WRAP®  (empaque) y SEE™ Touchless Automation™ (soluciones de automatización sin contacto). El Modelo de Operaciones de Sealed Air, junto con su experiencia líder en la industria en materiales, ingeniería y tecnología, crea valor a través de soluciones de empaque más sostenibles, automatizadas y digitalmente conectadas. Sealed Air lidera la industria de empaquetado creando un futuro social, ambiental y económicamente más sustentable y está comprometida a progresar para que el 100% de sus materiales de empaque sean reciclables para 2025, con el objetivo de alcanzar emisiones netas de carbono cero en las operaciones globales para 2040. La compañía está comprometida con una fuerza de trabajo diversa y una cultura inclusiva mediante su Promesa de Diversidad, Equidad e Inclusión de 2025. Sealed Air generó $5.5 billones en ventas en 2021 y tiene aproximadamente 16,500 empleados que atienden clientes en 114 países. Para saber más, visitá sealedair.com.